Sí se puede

¡Sí se puede! sí se puede organizar una boda uno mismo en un mes. Por que yo lo hice y no soy ni plastic, ni cat, ni super woman. Y una vez lo has hecho, te sientes tan y tan bien.

Desde aquí quiero dar ánimos a todas esas parejas que quieren hacerlo pero no encuentran tiempo o se les hace una montaña.  Sobretodo os animo a que os impliquéis y la organicéis vosotros mismos y con vuestras manitas. Sí, es verdad que es mucho trabajo, pero te acabas sintiendo tan recompensada ese día viendo las cositas que tú has hecho, lo bien que quedan y que gustan tanto…

Yo que soy muy cabezota y muy mía en estas cosas, me lo comí y guisé sola (¡con el nóvio claro!) pero siempre puedes tirar de un par de buenos amigos o familiares que pobres están deseosos de colaborar.

Y no porqué lo hagas con poco tiempo tiene que ser sinónimo de cutre o de poco detallista. En nuestro caso pienso que conté con bastantes detalles por todos lados. Detalles para los invitados, de decoración, para las mesas…. Simplemente es no agobiarse, id haciendo una cosa tras la otra y sobretodo no empieces algo antes de haber acabado lo anterior porque sino no acabas nada….

La verdad es que ahora que lo pienso en frío, no entiendo a la gente que necesita un año para montarla. Sin querer faltar a nadie que yo respeto las decisiones de todo el mundo, pero viendo que en un mes sí es posible (¡con pruebas de vestido de nóvia y nóvio hecho a medida y todo!) pienso qué hubiera hecho durante los 11 meses restantes más que ponerte nerviosa y nerviosa y nerviosa. Porqué una cosa sí que es verdad, y es que ¡no te da tiempo a nervios! Vas haciendo, lo disfrutas, y de repente…¡ya es el día! y te ves vestida de novia, con todo en su sitio, todo organizado y con ganas de pasarlo bien.

Y aunque ese día ni sientes ni padeces, ni frío ni calor (nos casamos a -14º con una gran nevada que nos cayó encima pero os juro que no sentí frío en ningún momento), ni tampoco comes porque no tienes hambre, os prometo que es y será de los mejores días de mi vida. Eso si, me propuse no llorar, y no sé que tipo de lavado de cerebro me hice conmigo misma que lloró todo el mundo menos yo, pero es que estava tan feliz que solo podía dibujar una sonrisa en mi cara!

Os dejo algunas fotitos de detalles DIY que hicimos para si os pueden inspirar. Faltan fotitos de la caja llena de pelucas, gafas, narices de payaso, bigotes…que preparamos para la cena y bailoteo. Y algunos detallitos más de los que no hay fotos….

Sobretodo recordad, soñéis con lo que soñéis, si realmente se desea con fuerza, ¡SÍ SE PUEDE!

Anuncios

Un pensamiento en “Sí se puede

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s